Portada / NFL / Aaron Rodgers recibió alta médica para volver con los Packers

Aaron Rodgers recibió alta médica para volver con los Packers

GREEN BAY — Aaron Rodgers ha recibido alta médica.

El quarterback de los Green Bay Packers lo hizo oficial el martes por la noche, en la víspera de la primera práctica antes del duelo del domingo frente a losCarolina Panthers. Rodgers hizo el anuncio en una publicación de Instagram después de una larga discusión con el personal médico del equipo que dirige el Dr. Pat McKenzie.

Un día antes, el entrenador en jefe de los Packers, Mike McCarthy, dijo que Rodgers se sometió a pruebas para determinar cuánto ha sanado su clavícula derecha quirúrgicamente reparada.

“Está ahora en etapa de evaluación”, señaló McCarthy por la tarde del lunes. “El Dr. McKenzie lo está revisando. Hay un número de opiniones médicas que estarán involucradas en la decisión, así que en este tiempo, no tengo una decisión clara para ustedes ni noticias nuevas. Ahí es donde estamos”.

El enfrentamiento contra los Panthers será el primer partido para el cual Rodgers sea elegible para volver, de acuerdo a las reglas de la lista de reservas lesionados, dado que sufrió la fractura de clavícula frente a los Minnesota Vikings el 15 de octubre, cuando Anthony Barr le golpeó y le cayó encima después de un pase.

Había sido una recuperación de acuerdo a lo proyectado para Rodgers después de su cirugía del 19 de octubre en California, donde se le insertaron tornillos y placas en la clavícula derecha. Rodgers fue colocado en la lista de reservas lesionados al día siguiente, asegurándose de que tendría que quedar marginado por ocho encuentros. Regresó a los entrenamientos el 2 de diciembre, el día en que cumplió los 34 años de edad.

Desde la primera vez en que fue visto realizando ejercicios a un lado hace un mes hasta su primera sesión pública de lanzamiento de pases antes del partido del 26 de noviembre frente a los Pittsburgh Steelers hasta encabezar el equipo de prácticas la semana pasada, Rodgers ha impresionado a sus coaches y compañeros en el camino. Clay Matthews incluso bromeó que Rodgers lució tan bien durante el proceso de rehabilitación que los Packers no debieron colocarlo en la lista de reservas lesionados.

“Bueno, si regresa, como he estado diciendo, probablemente el mejor quarterback de la liga, de regreso a tu equipo, todos van a mejorar”, señaló Matthews tras la victoria del domingo en la prórroga sobre los Cleveland Browns. “No solamente él estando allá afuera, sino también la inyección en el brazo por lo que hablamos de que regresa. Verlo en la práctica y lo que ha sido capaz de hacer en este último par de semanas, recibiendo más repeticiones en el entrenamiento y tirando en hombreras, creo que es una buena señal. No voy a hablar a su nombre, pero esperamos que esté listo y si lo está, vamos a esperar al Aaron de antes”.

Rodgers estaba disfrutando uno de sus mejores comienzos antes de la lesión en Minnesota. Después de cinco semanas, lideraba a la NFL en pases de touchdown (13) y había lanzado únicamente cinco intercepciones. Armó una victoria por remontada en tiempo extra para derrotar a los Cincinnati Bengalsen casa en la Semana 3 y lo hizo de nuevo con pase de anotación de último minuto para Davante Adams contra los Dallas Cowboys dos semanas más tarde para conducir a los Packers a un inicio de 4-1.

Los Packers perdieron en Minnesota cuando Brett Hundley tomó las riendas tras la lesión de Rodgers, pero Hundley ganó tres de los siete partidos siguientes para mantener vivos a los Packers en la lucha por los playoff en 7-6.

“Mi primer pensamiento de entrada fue mantener vivas nuestras esperanzas para llegara los playoffs y seguimos adentro”, dijo Hundley.

Rodgers se perdió siete encuentros cuando se fracturó la clavícula izquierda en el 2013, y los Packers se fueron 2-4-1 en su ausencia. No se sometió a cirugía esa vez y volvió para el cierre de temporada regular frente a los Chicago Bears, un partido que los Packers debían ganar para meterse a los playoffs. Rodgers tiró el pase de anotación del triunfo para Randall Cobb en el minuto final para ganar la NFC Norte en 8-7-1.

“Tenemos la oportunidad”, dijo el tackle izquierdo David Bakhtiari. “Ahora sabemos cuál es el número mágico. Tenemos todo frente a nosotros, así que cuando regrese, jugamos fútbol americano de playoffs. ya hemos hablado de eso, y esos partidos importan. Es momento”.

Por Rob Demovsky

Tambien mira

Carson Wentz ya fue sometido a cirugía en la rodilla lesionada

El ala cerrada de los Philadelphia Eagles, Zach Ertz, ha superado el protocolo de conmociones y entrenará …